Cierre definitivo de la investigación del accidente del Alvia






La sección sexta de la Audiencia Provincial de A Coruña, con sede en Compostela, ha confirmado este jueves el cierre definitivo de la investigación del accidente del tren Alvia, ocurrido el 24 de julio de 2013, en el que murieron 80 personas, tras ser rechazados los recursos presentados contra el auto del juzgado de instrucción número tres de Santiago.

El maquinista del tren Francisco José Garzón Amo y el jefe de seguridad de Adif cuando se puso en marcha la línea ferroviaria Santiago-Ourense, Andrés Cortabitarte, serán los únicos procesados por el descarrilamiento del tren Alvia en Santiago.

La causa, por tanto, según ha informado a la prensa el Tribunal Superior de Justicia de Galicia (TSJG), se seguirá únicamente contra estas dos personas, que deberán responder por la presunta comisión de ochenta delitos de homicidio por imprudencia grave profesional y otros 144 de lesiones. Contra esta decisión no cabe ya presentar recurso.

La causa sigue contra los dos únicos investigados

La Audiencia de A Coruña ha ratificado así la decisión del titular del juzgado de instrucción número 3 de Santiago, Andrés Lago, que rechazó en una resolución, en marzo de 2019, los recursos interpuestos contra el cierre de la instrucción sobre el accidente del Alvia y atribuyó a Garzón y Cortabitarte 80 supuestos delitos de homicidio y 144 de lesiones por imprudencia profesional grave.

Así las cosas, previsiblemente el juicio oral se abrirá contra el maquinista del convoy, que aquel día circulaba con un exceso de velocidad tras atender una llamada del interventor; y el exdirector de seguridad en la circulación de Adif, al que el instructor atribuye la responsabilidad de una evaluación de riesgos deficiente en la línea.

El Tribunal Superior de Justicia de Galicia ya había confirmado el cierre definitivo de la causa judicial contra otras cinco personas, entre ellas el director de Circulación de Renfe, al gerente del Área de Seguridad en la Circulación del Noroeste de Adif y tres técnicos, tal y como acordó el titular del Juzgado de instrucción número tres de Santiago, que entiende de la causa y al frente del cual está el magistrado Andrés Lago Louro.



Source link