Desmantelada organización internacional de tráfico de marihuana con ramificaciones en el Maresme


Mossos d’Esquadra de la División de Investigación Criminal (DIC) han desmantelado una organización criminal que traficaba a escala internacional con marihuana y han detenido a 20 personas como presuntas autoras de los delitos contra la salud pública, blanqueo de capitales, pertenencia a organización criminal, tenencia ilícita de armas y defraudación de fluido eléctrico. La organización, en el Maresme tenía ramificaciones en Premià de Mar, Vilassar de Dalt, Argentona y Cabrils, así como en el Vallès Oriental.

La investigación se inició el mes de julio de 2019 cuando agentes de la Unidad Central de Estupefacientes detectaron un entramado criminal de origen sueco establecido principalmente en Catalunya, vinculado al tráfico internacional de sustancias estupefacientes, cuyos integrantes tenían un amplio historial delictivo con episodios violentos en sus países de origen.





Marihuana incautada por los Mossos en el Maresme
Marihuana incautada por los Mossos en el Maresme
(MMEE)

Los mecanismos de coordinación policial a nivel internacional posibilitaron la obtención de información vinculada a los miembros de la organización criminal que se dedicaban principalmente al tráfico de drogas a escala transnacional y que estarían detrás de varios tiroteos y asesinados, tanto en Suecia como en otros países del norte de Europa, lo que evidencia el carácter extremadamente violento del grupo.

Los líderes de esta estructura criminal se asociado con otras organizaciones de origen británico y polaco, para operar de manera conjunta y coordinada para la exportación de importantes partidas de droga con destino a los sus países de origen, en los que disponían de la infraestructura necesaria para su distribución. De este modo optimizaban los recursos y compartían la logística. La rama polaca tenía una infraestructura logística que les permitía ocultar sustancias estupefacientes en el interior de calentadores de agua en Catalunya y entregarlas posteriormente en cualquier país europeo. Tanto es así que a principios del mes de junio el equipo investigador pudo intervenir 20 kilogramos de marihuana oculta dentro de calentadores de agua cuando el conductor de un camión pretendía cruzar el paso fronterizo de La Jonquera. También utilizaban la paquetería postal como método para transportar la droga y distribuirla. Igualmente, los investigadores detectaron hasta dos envíos más con el mismo modus operandi que se pudieron intervenir en Polonia y Suecia gracias a la colaboración y coordinación policiales a nivel europeo.





La estructura sueca la lideraban dos hermanos y se ocupaba de la adquisición y venta de partidas de droga a nivel local, la apertura de nuevas vías de exportación segura de mercancía ilegal a países del norte de Europa, la planificación y ejecución de asaltos violentos a otros traficantes de sustancias estupefacientes, además de la protección del resto de miembros ante eventuales injerencias de otras organizaciones similares que operan en nuestro país y que se erigen como su competencia directa.



Los líderes de la organización eran dos hermanos de nacionalidad sueca



Por otra parte la organización de origen británico se ocupaba de la producción masiva de marihuana mediante la explotación de múltiples plantaciones ilícitas de cannabis ubicadas principalmente en el Maresme, Vallès Oriental, Barcelona y el Bages. Por este motivo esta estructura contaba con una gran capacidad financiera que le permitía la compra o arrendamiento de inmuebles en nuestro país donde también instalaban estos cultivos.

Una vez los investigadores habían podido establecer la actividad delincuencial de la organización y delimitado su estructura y funciones se llevó a cabo el dispositivo de explotación policial, que se hizo en dos fases: la primera tuvo lugar el día 1 de julio y se hizo una entrada y registro en la población de Premià de Dalt acordada por el juzgado instructor, donde se detuvieron a los dos hermanos líderes de la organización de origen Sueco. Tras pasar a disposición judicial el juez decretó su ingreso provisional en prisión.





La segunda fase del operativo se llevó a cabo el martes 4 de agosto con trece entradas y registro acordadas por el juzgado instructor con el objetivo de desarticular la organización criminal de origen británico, rebuscar más indicios y detener a los presuntos responsables los hechos investigados. El dispositivo policial se materializó en las localidades de Premià de Mar, Vilassar de Dalt, Argentona, Cabrils, Les Franqueses del Vallès, Granollers, Vallromanes, Sant Fost de Campsentelles, Santa Perpètua de la Moguda, Sitges, Abrera y Sant Vicenç de Castellet.

Los registros proporcionaron abundante documentación de interés para la investigación y se intervinieron gran cantidad de dinero en varias divisas, teléfonos móviles y un arma de fuego. En el global de la investigación se han desmantelado hasta cinco plantaciones de marihuana con unas 1900 plantas, se han intervenido más 100 kilogramos de cogollos marihuana y se han intervenido hasta 137.000 euros en efectivo.

Plantación de marihuana desarticulada por los Mossos en el Maresme
Plantación de marihuana desarticulada por los Mossos en el Maresme
(MM.EE.)








Source link