Detenidos en Chile los anarquistas que atentaron contra la Basílica de El Pilar



Francisco Solar y Mónica Caballero, los anarquistas que pusieron una bomba en la Basílica de El Pilar en 2013, han sido detenidos en Chile este julio acusados de haber colocado dos explosivos en el edificio Tánica en Vitacura el pasado febrero. 

Tanto él como ella, ambos pertenecientes al Comando Insurreccional Mateo Morral, serán juzgados por cargos de homicidio frustrado e infracción a la Ley de Control de Armas y Explosivos. Fue el fiscal regional Héctor Barros quien ordenó al OS-9 de Carabineros su arresto, tras el cual fueron ingresados en prisión preventiva a petición de la jueza Mónica Vergara.

Además a Solar también se le imputa el envío de un paquete bomba al ex ministro Rodrigo Hinzpeter, que llegó a ser desactivado por el Grupo de Operaciones Policiales Especiales (GOPE) antes de causar daño; y otro a la 54ª Comisaría de Carabineros, de Huechuraba (Chile), que sí estalló hiriendo al comisario Manuel Guzmán. 

Participaron en el «Caso Bombas 1» y en el atentado contra la Basílica de El Pilar

Los dos también se encontraban entre los 14 acusados de “asociación ilícita para el terrorismo” en el “Caso Bombas 1” que fueron absueltos en 2012. Tras su exculpación Solar, antropólogo, fue dotado con una beca para realizar un máster de semiótica en la Universidad de Barcelona donde finalmente se trasladó en compañía de Caballero, que ya era su pareja por entonces. 

Una vez en España, en octubre del año 2013, colocaron un artefacto elaborado con una bombona de camping-gas en la Basílica del Pilar de Zaragoza que al detonarse solo hirió a una mujer que sufrió daños en el tímpano, a parte de los daños materiales. 

Por este atentado cumplieron 4 años de carcel, gracias a la rebaja de 8 años que hizo el Tribunal Supremo a sus condenas. Durante su estancia se casaron en prisión. Más tarde, en marzo de 2017, regresaron a Chile, año en el que Solar presuntamente envió los mencionados paquetes bomba.





Source link