La policía de Mataró denuncia graves deficiencias en el servicio por la falta de efectivos


El sindicato SPL-CME advierte de un problema que consideran endémico y que desde hace años aseguran haber puesto en conocimiento de los mandos policiales e incluso del alcalde sin haber obtenido respuesta en según que casos:la falta de efectivos para prestar el servicio con garantías. Denuncian que el modelo de policía de barrio provoca una descompensación de recursos dejando a las unidades de servicio ordinario “bajo mínimos”.

Los policías de Mataró denuncian que todos los días entre las 03:00 y las 07:30 de la madrugada, todos los domingos y festivos y días no lectivos de Semana Santa y Navidad, los recursos policiales están “muy por debajo del mínimo” por lo que afirman que “hay servicios a los que no damos respuesta” pese a que se consideren urgentes, es decir “se deja desatendida a la ciudadanía”. Especialmente crítica, inciden, es la franja de madrugada de los viernes, sábado noche y vigilias de festivo donde es habitual que “haya una sola patrulla, o dos en el mejor de los casos para toda la ciudad” con el ocio nocturno al máximo de su funcionamiento. El intento de reforzar el servicio “es insuficiente” certifican los sindicatos “ya que los agentes que hacen horas extra no descansan” lo que deberían.





Sala de Coordinación Operativa de la Policía Local de Mataró
Sala de Coordinación Operativa de la Policía Local de Mataró
(Aj. Mataró)

En estas franjas horarias, revelan en un comunicado, “siempre trabajan en condiciones precarias” desde el punto de vista de la seguridad “bajo mínimos y sin directrices claras en asuntos importantísimos e incluso peligrosos, “siendo la causa principal de bajas laborales” principalmente por agotamiento físico y mental. La situación provoca entre la plantilla el síndrome de Burnout (estrés crónico), ansiedad y síntomas psicosomáticos que “provoca gran parte del absentismo”. Además, advierten que, especialmente el personal joven “recién formado por pare del Ayuntamiento” con el coste que ello supone para las arcas municipales “opta por marcharse”. “Especialmente crítico es el turno de noche” promulgan desde la Policía Local de Mataró. “Sin ningún sentido, ni explicación, no se cubren las vacantes” comportando graves dificultades en la prestación del servicio.

El sindicato policial denuncia que el servicio de policía de proximidad “no hace de proximidad, ni un trabajo eficaz” ya que gran parte de su tiempo lo dedica a suplir labores de servicios prioritarios que deberían realizar las unidades de servicio ordinario” y que por faltad de personal no se pueden llevar a cabo, a no ser con horas extras.


Fines de semana y festivos sólo hay una patrulla para una ciudad de 127.000 habitantes





Denuncian que en junio de 2017 ya se denunció la situación en la mesa sectorial, donde se reclamaba la “resolución de la situación psicosocial del colectivo” una situación manifiestan “que no sólo se mantiene, sino que empeora”. Lamentan que el Ayuntamiento asigne todas las nuevas incorporaciones al servicio de policía de barrio, dejando el resto de servicios en precario. Este hecho provoca que las 11 nuevas incorporaciones no podrán disponer del apoyo de las unidades básicas y por tanto “tendremos una policía de barrio ineficaz”.





Igualmente advierten que la plantilla está en una situación crítica porqué “marcha más personal del que se incorpora” entre jubilaciones y marchas voluntarias a otras policías. Co ello, la degradación de la plantilla en cuanto a recursos humanos “es cada ejercicio superior” es decir, resumen: “cada año en Mataró hay menos policía local por habitante”. La falta de efectivos repercute en la salud de la plantilla y por tanto en la ciudadanía.

Unidad policial de Mataró especializada en ocupaciones de viviendas
Unidad policial de Mataró especializada en ocupaciones de viviendas
(Fede Cedó)

Por todo ello, reclaman que, de mantener los modelos policiales actuales, de forma inmediata se equilibren los efectivos entre los dos tipos de agentes para evitar los problemas de falta de efectivos en las franjas horarias indicadas.

En paralelo, el grupo municipal de Junts per Mataró advierte que “con la seguridad no se juega” y es preciso aumentar los índices de seguridad, combatir la delincuencia y aproximar la policía al ciudadano. Por ello, exigen que el gobierno municipal sea más proactivo en materia de seguridad y que imponga mayor transparencia en su gestión.







Source link