Un cúmulo de factores propició la caída mortal de la palmera de la Ciutadella de Barcelona



Poco a poco se va resolviendo el enigma de la trágica caída de una palmera en el parque de la Ciutadella de Barcelona, que mató a un hombre e hirió a una mujer el pasado martes. El Ayuntamiento de Barcelona ha presentado este viernes un informe premilimar que revela los primeros indicios que explican el trágico suceso.

El desplome se produjo por “un conjunto de causas que por sí solas no explican la caída”, ha remarcado en rueda de prensa el gerente de Serveis Urbans y Medi Ambient del Consistorio, Frederic Ximeno.Fue un cúmulo de factores lo que propició que la palmera cediese.





En primer lugar, los primeros análisis han hallado una “cavidad en el estípite de la palmera que afectaba al 25% del radio y no era visible desde el exterior”. Es decir, había un agujero en lo que viene a ser el tronco. Concretamente, estaba a unos seis metros de altura. El resto de la estípite estaba bien. La palmera, que tenía unos diez metros de altura, cedió por su tercio superior. Según Ximeno, es “a partir del 70%” cuando las palmeras corren riesgo de caer.

Por otro lado, la planta sufrió una “oscilación térmica”. Dicho de otro modo, un “golpe de calor”, según el gerente. Esto produjo un aumento de la “rigidez” de las fibras de la palmera. Al perder flexibilidad, hay más riesgo de caída.

El último componente del cóctel mortal que hasta el momento se conoce fue uno que se descartó desde el primer momento: el viento. El martes soplaba a 38 km/h. “No es un viento fuerte, pero no es habitual para esta época del año”, ha sostenido Ximeno.

Estas son las primeras causas, expresadas en un informe preliminar de una empresa externa llamada Doctor Árbol, pero pueden no ser las únicas. Esta misma compañía está analizando muestras biológicas. Además, el IRTA, el laboratorio del Servei de Sanitat Vegetal de la Generalitat de Catalunya, también está analizando biológicamente la palmera afectada.

“Todo este trabajo tarda un tiempo, entre otras cosas hay que hacer cultivos”, ha asegurado el gerente. Será entonces, cuando todos estos análisis concluyan, cuando se sepa al cien por cien los motivos de la fatídica caída de la palmera de la Ciutadella. “Se pueden sumar otras causas concurrentes, como por ejemplo encontrar algún hongo”, ha sentenciado Ximeno.






El parque de la Ciutadella abre este sábado con tres palmeras menos





Por otro lado, el parque de la Ciutadella abrirá este sábado las puertas al público después de tres días cerrado. Durante este tiempo se ha trabajado para esclarecer los hechos del suceso y se han revisado los 2.114 árboles -entre ellos 524 palmeras- que hay en el enclave.

Eso sí, abrirá con tres palmeras menos. “Pasaron la prueba de tensión de forma buena, pero no óptima” y el Ayuntamiento ha optado por su tala. Este test consiste en zarandear un poco la planta para analizar su resistencia.







Source link