Una explosión sacude el centro de Nashville






Una autocaravana con una bomba ha sacudido a primera hora de este viernes, día de Navidad, el centro de la ciudad estadounidense de Nashville y ha dejado tres heridos leves, así como decenas de establecimientos dañados, cristales rotos y árboles caídos.

Además, han encontrado lo que creen que son restos humanos cerca del lugar de la explosión, ha dicho el jefe de la policía local, John Drake. «Hemos encontrado tejido que creemos que podrían ser restos, pero lo examinaremos y les informaremos en el momento adecuado», ha indicado el funcionario policial.

Las autoridades estadounidenses creen que la explosión pudo ser un acto suicida, han informado fuentes oficiales a las cadenas CNN, CBS News y ABC News. El FBI ha registrado este sábado con una orden judicial una vivienda en el barrio de Antioch, en el sureste de la ciudad, con el objetivo de determinar si los aparentes restos que se hallaron en la zona de la explosión pertenecían a la persona que residía en esa casa.

Las autoridades de EE.UU. creen que la explosión de Nashville pudo ser un acto suicida

Las autoridades han identificado a un posible sospechoso del ataque, Anthony Quinn Warner, un hombre blanco de 63 años, según fuentes oficiales consultadas por ABC y CBS. Las autoridades consultadas por esas cadenas de televisión subrayaron que todavía no han llegado a ninguna conclusión definitiva en la investigación que lidera el Buró Federal de Investigaciones (FBI), que indaga en más de 500 pistas relacionadas con el suceso.

Una de las pistas que siguen el FBI y el resto de agencias federales, estatales y locales implicadas en la pesquisa es, según la cadena CNN, la posibilidad de que el ataque tuviera como objetivo perturbar las telecomunicaciones en la zona.

El alcalde de la ciudad ha declarado el estado de emergencia en toda Nashville para el fin de semana en el que habrá toque de queda a partir de las 16:30 horas locales.

Una autocaravana con una grabación

Poco antes de las 06:00 hora local (12.00 GMT), la Policía respondió a una llamada que alertaba de disparos en la zona; pero, una vez que llegaron allí no vieron ningún signo de un tiroteo y se dieron cuenta de que había un vehículo sospechoso que estaba aparcado enfrente de un edificio de la empresa de telecomunicaciones AT&T.

Ese vehículo tenía una grabación que avisaba que «una bomba explotaría en los próximos 15 minutos», ha indicado Drake. Mientras el escuadrón antiexplosivos llegaba al lugar, los agentes intentaban evacuar a los ciudadanos de los edificios cercanos. La explosión ha hecho que un agente caiga al suelo, mientras que otro ha sufrido pérdida de la audición temporal.

Las televisiones locales mostraron un video que procede de cámaras de vigilancia de la zona y en el que se oye un audio que avisa de la explosión. «Si puede oír este mensaje, evacúe la zona», dice una voz durante el video, que también captura la explosión segundos después.

Un acto «intencionado»

En la misma rueda de prensa, el portavoz de la Policía de Nashville, Don Aaron, ha indicado que aún no se sabe si había alguien dentro de la autocaravana y ha afirmado que se trata de un «acto intencionado». Así, ha asegurado que hay daños «significativos» en la zona afectada con fuegos que tuvieron que ser extinguidos por los bomberos, árboles caídos y decenas de establecimientos con cristales rotos y paredes negras por la humareda.


Grandes daños en una calle después de la explosión en Nashville, Tennessee (EEUU) Handout / Nashville Fire Department / AFP

Al menos tres personas han resultado heridas y han sido transportadas a hospitales cercanos, pero ninguna está en condición crítica

Como la explosión se ha producido cerca de un edificio de AT&T, miles de personas en Nashville y en zonas cercanas están sufriendo problemas para conectarse a internet o hacer llamadas con sus teléfonos celulares, según el portal Downdetector, un sitio que muestra a tiempo real las interrupciones en todo tipo de servicios.

Algunos departamentos de Policía, como los de las localidades de Murfreesboro y Knoxville, han informado que no pueden recibir llamadas en su servicio de emergencias 911, por lo que han puesto otros teléfonos al servicio de la población.

El Buró Federal de Investigaciones (FBI, en inglés) lidera la investigación en la que están participando múltiples cuerpos de seguridad, incluida la Policía y el cuerpo de bomberos de Nashville, así como la Agencia de Alcohol, Tabaco, Armas de Fuego y Explosivos, especializada en atentados con bombas. El FBI es la agencia que se encarga de investigar posibles crímenes federales, como actos de terrorismo.

«Averiguaremos qué ha pasado aquí», ha dicho el FBI, que ha aludido a «investigar» ciertas pistas y llevar a cabo el «trabajo técnico» en el marco de las pesquisas.



Source link