Varios detenidos por extorsionar a usuarios de una web de contactos eróticos


“Has entretenido a mis mujeres y luego no las contratas. Vas a tener que pagar por las molestias”. Mensajes de parecida naturaleza estuvieron recibiendo durante el mes pasado, al menos, una veintena de usuarios de una web de contactos eróticos. Tales comunicaciones extorsivas se acompañaban de imágenes de hombres armados o encapuchados para un mayor amedrentamiento.

Todo era falso: el perfil de las mujeres que servían de gancho y hasta las fotos de los sicarios. La Policía Nacional ha detenido a cuatro sospechosos. Dos en Granada, uno en Marbella y otro, en Valencia.

Los extorsionadores aderezaban sus mensajes de WhastApp con fotos como esta, extraída del móvil de una de las víctimas
Los extorsionadores aderezaban sus mensajes de WhastApp con fotos como esta, extraída del móvil de una de las víctimas
(L.V.)






En cierto modo, el caso comparte ciertas características con un secuestro virtual. La pretensión de los extorsionadores era crear psicosis a la víctima; ansiedad, intranquilidad. Así que hasta hacían creer al afectado que la supuesta banda de sicarios estaba vigilando su domicilio y, “en el caso de no producirse el cobro o de ser bloqueados en la aplicación telefónica, darían las órdenes necesarias para actuar contra él o su familia”, se señala en una nota policial.

Al acumularse cierto número de denuncias, los investigadores enseguida se dieron cuenta que el nexo de unión era la misma web de contactos y de ahí partieron las pesquisas.

Los detenidos hacían creer a sus víctimas que tenían vigilados sus domicilios como elemento de presión para que pagaran
Los detenidos hacían creer a sus víctimas que tenían vigilados sus domicilios como elemento de presión para que pagaran
(L.V.)

Los cálculos policiales señalan que el grupo consiguió con este mecanismo ilícito unos 9.500 euros y que parte de ellos era enviado al extranjero. Los cuatro detenidos son nacidos en República Dominicana.

La Policía Nacional señala que la operación continúa abierta para poder localizar al resto del grupo de extorsionadores que, en este caso, operan desde el extranjero, algo que también guarda similitudes con ciertos secuestros virtuales.







Source link